contactar

 
       





En Gabinete de Teatro intentamos tratar todas las expresiones conocidas dentro del Género Dramático Japonés.

El teatro Noh significa arte y es, entonces, una tradicional forma simbólico-musical japonesa que une estos elementos en una forma expresiva extremadamente preciosa.
El gran valor artístico de este género dramático japonés se apoya principalmente en la perfecta unidad y armonía que existe entre sus elementos constitutivos: poesía, música y danza. La perfecta unión del coro con el actor en las partes en que actúan juntos, y la sumisión de la música al ritmo del verso, es lo que le da este carácter de arte sintético

El Kabuki está más cerca del espectáculo que del teatro propiamente dicho. Los textos originales, a diferencia de aquellos adaptados del teatro de títeres, tienen menos importancia que la interpretación, la música, la danza y los brillantes colores del decorado. Las obras se representan en grandes teatros, con un hanamichi, o plataforma elevada, que se extiende desde el final del teatro hasta el escenario.
El Bunraku aparece a finales del siglo XV, como nueva forma popular de teatro. Se trata del teatro de títeres.

El Kiogen, es la forma de teatro de tipo "sainete" para entretener a los espectadores. Mientras, como vimos, el Noh tiene una marcada connotación musical, el Kiogen da más importancia al diálogo. Ambos géneros forman parte de un mismo espectáculo y tienen un fondo cultural y estético común.

Intérpretes, música, danza, presentaciones, vestuario, máscaras, escenario, personajes, la dramaturgia, su historia, los recursos escenográficos, el repertorio, la estructura y el tratamiento del cuerpo.